Blog Single Post

14

diciembre

Aceleradoras, “un saco de mentiras”

Algo que siempre me ha llamado la atención en eventos del ecosistema emprendedor es que casi siempre se percibe por parte de algún participante un tono negativo, feo y desconfiado sobre los temas que se tratan. Si se habla de financiación de startups, pues resulta que hay poca y mala; si el tema son las aceleradoras, pues tampoco son del gusto de la mayoría, y así con muchos temas.

En mi opinión, es mejor no entrar al trapo de comentarios de este tipo ya que normalmente, y por mi experiencia, diría que un porcentaje importante de las personas que realizan alguna crítica la hacen por desconocimiento.

Hace unos meses me entrevisté con los fundadores de una startup y percibí desde el principio ese mismo tono feo sobre el ecosistema emprendedor.  Uno de ellos afirmó categóricamente “las aceleradoras, incubadoras y demás son un saco de mentiras”. Ante tal afirmación le pregunté por qué motivo pensaba eso y realmente no me dio ninguna respuesta de peso. Una vez que me contaron su proyecto y necesidades, yo les conté las opciones que el ecosistema emprendedor les podía ofrecer, entre las que estaban las aceleradoras. Al final de la reunión me agradecieron que les hubiera explicado con detalle su funcionamiento, beneficios, requisitos, etc. de algunas aceleradoras e incubadoras.

Hace unos días vi en Twitter que esta startup se encuentra ahora en un programa de aceleración y estoy seguro que su opinión habrá cambiado.

Aprovechando esta anécdota he pensado en escribir unas líneas sobre lo que son y lo que ofrecen las aceleradoras. Espero sirva para cambiar la opinión, o mejor dicho, ayude a tener una opinión formada antes de hablar sobre ellas.

ACELERADORA modelo original

El concepto de aceleradora surgió en 2005 de las manos de Ycombinator.

El modelo original se crea con la vocación de invertir y apoyar startups de diferentes sectores, en fase pre-semilla o semilla, mediante programas con una duración de entre 3 y 6 meses, incluyendo entre 5 y 10 startups por programa.

Las aceleradoras ofrecen a las startups:

  • Capital semilla entre 20.000 y 100.000 euros
  • Espacio de coworking
  • Mentoring
  • Formación especializada aportando herramientas y métodos para poner en práctica en los proyectos.
  • Perks: beneficios varios mediante acuerdos especiales con proveedores de soluciones o servicios que puedan ser de utilidad para las startups. Por ejemplo, servicios de almacenamiento cloud, herramientas de gestión de proyectos, herramientas de marketing y similares.
  • Demoday: evento de presentación de sus startups ante inversores.

La aceleradora basa su modelo de negocio en tomar participaciones de las startups entre un 5 y 10 % aproximadamente.

El modelo descrito es el “original” que ha ido evolucionando durante los años y ha sido tomado como referencia por otros agentes del ecosistema adaptándolo a los objetivos de las entidades que los lideran.

infografia-aceleradoras

Fruto del modelo original han surgido otros modelos de aceleradoras: Públicas, Corporativas y Verticales.

Aceleradoras Públicas

El crecimiento y buenos resultados del modelo ha hecho que entidades públicas, especialmente Ayuntamientos, hayan adoptado esta tendencia adaptándola a los objetivos de sus planes de fomento del desarrollo económico y fomento del emprendimiento.

Un porcentaje muy alto de las startups de reciente creación no son seleccionadas por las aceleradoras privadas y esto justifica el servicio prestado por las aceleradoras públicas.

Aceleradoras Verticales

En los últimos años, el ecosistema de startups está creciendo y son muchas personas las que están apostando por emprender.  Como consecuencia de una mayor densidad de startups, están surgiendo muchas oportunidades en diferentes sectores y de ahí la verticalización o especialización de muchas de las nuevas aceleradoras.

Algunos ejemplos:

Las aceleradoras verticales ofrecen un valor importante a las startups que se dirigen a sectores concretos especialmente por la especialización de sus mentores y socios.

Aceleradoras Corporativas

Las grandes empresas también se han sumado al movimiento “aceleradora” adoptando el modelo e incorporándolas dentro sus estrategias de innovación abierta como herramienta para relacionarse con el talento y las nuevas oportunidades que ofrecen las startups.

Las aceleradoras corporativas pueden ser multisector o con foco en su sector, siendo éstas últimas una aceleradora corporativa y vertical a su vez.

Algunos ejemplos multisector:

Ejemplos aceleradora corporativa vertical:

Si quieres conocer qué buscan las grandes empresas en las startups, te recomiendo que leas este post que escribimos hace unos meses.

Espero este post te pueda ayudar a entender mejor los diferentes modelos de aceleradoras, así como lo que ofrecen. Si te interesa, ya sabes, a buscar la que mas te interese, y si es que no, pues a por clientes, que eso siempre ayuda 😉

Fdo.  Raúl del Pozo (@rauldelpozo)

- Mar Saavedra, ,

1 Comentario

  • Luis Diaz del Dedo Responder

    14/12/2016 at 20:44

    En mi caso debo muchísimo de lo que soy a Wayra. Entré en 2012 y desde entonces estoy metido al 200% en el panorama emprendedor! No sería nadie sin aceleradoras! Además en España hacen una labor social importante 🙂
    Gracias por el post! Seguro que ayuda a muchos nuevos emprendedores

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de las condiciones de uso de cookies en nuestro aviso legal, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR